Ya veremos…

24 julio, 2012

Pues sí, estoy en contra del aborto…

Filed under: Y digo yo... — Chus @ 10:56
Tags: , , , , ,

“Ninguna mujer debería verse obligada a renunciar a la maternidad por un conflicto familiar, laboral o social”, dice Gallardón. Y estoy de acuerdo. ¿Alguien no lo está?

 .

Yo, personalmente, estoy absoluta y sentidamente en contra del aborto. Sobre todo ese que dice Gallardón, el que nace de la imposición de las circunstancias, de la impotencia y la falta de posibilidades. Me repugna profundamente la idea de que alguien se vea en la necesidad de abortar. Ya es una pena tremenda que una mujer se vea obligada a renunciar a tener hijos por falta de alternativas para la maternidad, cuánto más triste no será que tenga que tomar la decisión de abortar.

Por eso, porque siempre es la alternativa a una situación no deseada, porque es triste tener que decidir si se aborta o no cuando podríamos haber evitado llegar a ese supuesto…, estoy en contra del aborto.

De hecho no creo que haya nadie que esté a favor del aborto, en realidad. ¡Ni que abortar fuera una fiesta con globitos y confetti…!

Conozco mujeres que decidieron abortar. Fue su decisión, en sus circurstancias, y a las que yo conozco no les fue fácil.No sé qué hubiera hecho yo en su situación, pero tengo más empatía que Gallardón, entiendo las motivaciones ajenas y respeto sus decisiones. Pero lo que sí puedo asegurar es que no conozco ninguna que lo haga por diversión, la verdad. Aún no me ha invitado nadie a su cocktel del aborto, ni me ha dicho que se vaya a la clínica a pasar unas vacaciones.

 .

En mi mundo ideal, nadie abortaría.

 

Claro que en mi mundo ideal todo el mundo tendría educación sexual y afectiva sobrada para no cometer la imprudencia de generar un embarazo no deseado. Dispondrían de métodos anticonceptivos seguros y accesibles, no acarrearían prejuicios morales, vergüenzas ni tonterías adolescentes (da igual a qué edad, que hay mucho adolescente tardío) que impidieran recurrir a ellos. Ni problemas económicos para comprarlos, claro. Y todos, independientemente de su género, sabrían usarlos correctamente y cómo incorporarlos en sus juegos sexuales de forma responsable a la par que lúdica.

Ah pero… resulta que todo eso es pecado, ¿no? Hay que abstenerse. Y limitar el sexo al seno del matrimonio y con fines reproductivos. Que “no es por vicio ni por fornicio, si no por dar hijos a tu servicio”.

 

Además, en mi mundo ideal, que aunque ideal sigue pretendiendo estar en este mundo donde el error humano tiene cabida, y  los preservativos a veces se pinchan y esas cosas, hay píldora del día después para si llegado el caso (que no debería llegar siendo ideales), hubiera que recurrir a ella y evitar así el embarazo indeseado. Tal vez administrada de otro modo… que hay ciertos puntos sobre ese tema que no me convencen. Pero el caso es que habría.

 .

No hace falta decir que en mi mundo ideal, desde luego, no habría JAMÁS violaciones ni abusos sexuales, faltaría más. Porque esperar que un violador se ponga el preservativo no sé si es más fantástico que fabular con la ausencia absoluta de violaciones.

Esto de la agresión sexual es pecado… depende. Si no llevas minifalda, si el violador no es un cura, si eres una mujer decente que no sale de copas, no participa en acción social, no se expone a riesgos, no haces, no dices, no existes… si cumples con la cultura del miedo, entonces vale, la culpa tal vez es del otro. Si no, es culpa tuya, así que te jodes como apuntó la Fabra. Cierto obispo dijo hace poco que si la mujer aborta, la violencia sexual es justa, así que… Claro, el pecado es más pecado si lleva vagina que si va con pene. Ya sabemos que la violada es culpable por incitar, y queda eternamente mancillada por el pecado de la carne, aunque lo haya cometido otro, qué le vamos a hacer.

 ..

En mi mundo ideal no hay enfermedades genéticas ni malformaciones graves. La ciencia  cuenta con fondos y apoyo para avanzar y combatir los males que nos aquejan, incluso aquellos que surgen antes de nacer, y ha conseguido salvar la vida (y la calidad de esa vida) de muchos bebés gracias a la intervención genética, la cirujía prenatal y otras tecnologías científicas de esas que en tiempos más oscuros te llevaban a la hoguera por hereje.

Pero esto también es pecado. Porque Dios nos puso un cerebro portentoso para que lo dejáramos podrir por desuso, ¡así que nada de ciencia!. Que además sale muy cara. Que coños, gastar en investigaciones genéticas… Ya lo dijo la ministra de sanidad, ¡manzanilla que es más barata!

 

La solución es que en mi fantasía el genoma humano es excelente y no existen accidentes prenatales. Ah, y ninguna empresa despiadada de ningún tipo comercializa burradas de esas que les quitan a los nonatos la esperanza de una vida decente.

 .

Una cosa que olvidé decir: en mi mundo ideal nadie pasa hambre ni cría a sus hijos debajo de un puente. Cualquier mujer que se quede embarazada, esté sola o acompañada, dispone de todos los recursos y ayudas que precise para tirar pa’lante con su hijo sin que el asunto les cueste la piel a ella y su criatura, ni verse ambos abocados a la indigencia y a malvivir dia a dia hacia un futuro sin esperanzas. Servicios de ayuda y subsidios para la maternidad, para que tenga techo y comida, para que pueda dar el pecho si quiere, para que pueda compaginar el ser familia con el trabajar, buenas guarderías gratuitas, horarios flexibles de verdad, recursos educativos, sanitarios, sociales,…  Lo que necesite, vamos.

Mamandurrias que dice la Espe. Gastos recortables. País de vagos, que no trabajáis porque no queréis, que os paseáis en sillas de ruedas y lucís prótesis por vicio, que os gastáis el subsidio en comprar  entradas de la Eurocopa en Polonia…

 .

 .

Pero como resulta que el mundo no se parece demasiado a mi mundo ideal… QUIERO UN PAÍS DONDE SE RESPETE EL DERECHO A DECIDIR ABORTAR, de forma segura y gratuita, sin criminalizar a la mujer ni poner en riesgo su salud en clínicas clandestinas, que es lo que va a pasar. Salvo las familias de bien, claro, que esas ya se encargarán de volver a los viejos tiempos y enviarán a sus “problemas” chequera en mano a abortar a esos países retrógrados y bárbaros del norte de Europa donde el aborto es legal.

 

Porque el derecho a vivir no consiste en prohibir el aborto, sino en garantizar un millón de cosas que día a día nos arrebatan.

 .

¿Va a criar Gallardón a los que nazcan en el supuesto de grandes malformaciones que desea eliminar? ¿Va a pagar de su bolsillo los gastos, cuando ni siquiera mantienen el respiro que prometía ser la ley de dependencia? ¿Va a cargar él sobre sus hombros el drama de las familias?

 

Y ya puestos, si sustituimos la ley de plazos por una de casos, y se elimina el supuesto de grandes malformaciones en protección de los derechos del nasciturus… ¿Qué pasa con los otros supuestos? Porque imagino que igual derecho tendrá a nacer el fruto de una violación, que maldita la culpa tiene el pobre crío (y encima lo presuponemos sanote él, sin maformaciones, ni enfermedades graves, ni nada). Me huelo que TODOS los casos que pueda contemplar una ley de aborto pueden ser eliminados con el mismo argumento de defensa de los derechos “del que ha de nacer”. ESO es lo que se esconde tras el estupendo alegato del señor Gallardón en favor de los derechos de las mujeres que desean ser madres: eliminar cualquier derecho de las que no quieran o puedan serlo y condenarlas a una maternidad forzosa e indeseada, en cualquier circunstancia, por precaria e inhumana que esta sea.

 

Y nos lo vende como un avance social y un gran esfuerzo en la lucha contra la violencia estructural contra la mujer. Una medida progresista que nos pondría a la cabeza de Europa…

Progreso y lucha contra la violencia estructural son otra cosa. Son el bienestar social que están desmantelando, los recursos para la maternidad que eliminan, los apoyos al dependiente y para la discapacidad que no financian, la protección laboral de la mujer que han barrido del mapa, las guarderías que nos quitan, la investigación que recortan para la mejora de la calidad de vida y superación de enfermedades…

 .

Dame todo eso que no paráis de suprimir, garantízame mi mundo ideal… y luego hablamos de aborto y de tu derecho a meter tu rosario en mis ovarios. Pero por favor, cuando lo hagamos… al menos ten la decencia de no vendérmelo como un avance social y un gesto de feminismo.

 

No la quieren dar con queso. Expresión que acabo de aprender qué significa. Y lo peor es que lo sabemos y les dejamos.

 

29 marzo, 2012

– Hola, eres hombre o mujer? – Yo?, taburete

Palabros perplejeantes

.

En mis tiempos de chat había un modus operandi muy popular, a la par que absurdo, que venía a ser abrir un privado a un nick aparentemente femenino (porque viendo las intenciones que solían traer, si no les pareciese femenino no lo abrirían) e iniciar una conversación con la siguiente pregunta:

– «ola, eres chico o chica?»

(el hola sin hache va de serie, era cosa muy frecuente también)

A lo que yo solía contestar:

– «taburete»

..

Pues parece ser que no andaba yo muy desencaminada con mi habitual respuesta, ya que viendo el palabro perplejeante emitido por el señor Gallardón el martes en pleno Congreso, me temo que no soy una auténtica mujer. Va a ser cierto que soy un taburete, qué cosas…

.

«la libertad de maternidad es lo que hace a las mujeres auténticamente mujeres»

Gallardón, ministro de injusticia

.

Cuanta razón tiene Patricia Hernández cuando le replica “Ni una mujer es menos mujer por no  ser madre, ni un hombre más inteligente por ser ministro”. Sólo es más peligroso.

 .

16 noviembre, 2011

La lactancia es canibalismo, según algunos.

Filed under: Y digo yo... — Chus @ 16:48
Tags: , , , ,

.

La lactancia es una forma de canibalismo.

Jose Antonio Griñán, feminista a tiempo parcial

 .

.

Esta mañana estrené el facebook leyendo en el muro de un contacto un apocaliptico “HOLOCAUSTO CANIBAL = UNIDAD DE LACTANCIA, SEGUN GRIÑAN”.

 .

(Recomiendo su blog  y la entrada FAHRENHEIT 451, ARDEN LOS BONOS de hoy)

.

 Resulta que anoche emitieron Holocausto Canibal… y pensé que iban por ahí los tiros, de alguna manera.

Pero no, era un pequeño toque de atención sobre una perogrullada típica de político en época de elecciones, al más puro estilo «Palabros Perplejeantes». La verdad es que en esta ocasión estamos viendo pocas burradas… no sé si será que da la casualidad de que no caen ante mis ojos, o si será cosa de haber reducido la campaña a un mes. O porque ya habían agotado el vagaje de perogrulladas.

. .

Esta es del actual Presidente de la Junta de Andalucía, que soltó semejante reflexión mientras hablaba de que las políticas de igualdad son un desastre y que están poniendo el énfasis en el papel reproductivo de la mujer. Relacionaba todo esto con la crisis económica y, en ese marco, soltó eso de que a su parecer la lactancia es una especie de canibalismo.

Bueno, yo no sé hasta qué punto la castástrofe económica estará decelerando el proceso hacia la igualdad de género. Es posible, mucho me temo que cuando no hay pan en la mesa a todos se nos olvida un poco lo de defender los derechos sociales. Pero de ahí a concluír que favorecer la lactancia va en detrimento de la igualdad hay un trecho. De hecho, hasta me ha resultado, como mujer (aunque no haya parido ni criado al pecho ningún bebé), bastante insultante.

 .

Sobre lo del canibalismo… casi sería mejor no decir nada, de tonta que es la cosa. Señor Griñán, somos mamíferos, como la mayoría de los mamíferos no caníbales. De hecho hay muchas especies animales mamíferas que ni siquiera son carnívoras, ya ve, y dan el pecho (o la ubre). Las vacas mismamente. ¿Qué si me quiero comparar con una vaca? Pues no me ofende, la vaca es un animal muy honesto, más que el ser humano. A lo mejor es que se nos olvida que como seres humanos, somos animales y no “otra cosa” asexual y medida en función de la producción posible de beneficios económicos.

 .

Garantizar los derechos de la mujer y buscar la igualdad de género no consiste en convertir a ésta en un hombre, renunciando o criminalizando sus características diferenciales. Avanzar en políticas de igualdad y en una sociedad paritaria no significa leche en polvo para todos. Consiste en organizar las cosas y dotar de recursos a la sociedad, la familia, la empresa… para que cada cual decida lo que prefiere sin que el hecho de la maternidad y la paternidad, o de la lactancia en este caso, supongan un handicap.

 .

La mujer es hembra y puede ser madre. Tan malo es criminalizar la maternidad como sería (que ya fue) reducir las posibilidades femeninas sólo a ese único ámbito.

 .

Tenemos afortunadamente recursos para poder disfrutar de la sexualidad y decidir si no queremos ser madres en ese momento, y tenemos afortunadamente alimentos de sustitución para bebés que permiten a aquella mujer que así lo decida (por lo que sea), no dar el pecho. Pero también tenemos la capacidad de engendrar y de dar el pecho, cosa que según todos los estudios resulta muy beneficioso para madre e hijo en muchos aspectos. Decirnos que no demos el pecho para poder competir en el mercado laboral, o para no sufrir cualquier otro tipo de discriminación, no es integrador ni feminista: es decirnos “si quieres ser igual al hombre en derechos, no seas hembra”.

 .

A lo mejor al Señor Griñán una mujer dando el pecho le retrotrae a otros tiempos, yo creo que lo feminista es aceptar esa imagen como algo natural, no sexual, que no se criminalice el dar el pecho en público, que se habiliten espacios apropiados en los lugares publicos de gran afluencia, y que se impulsen medidas que permitan la conciliación familiar de forma que ninguna mujer tenga que renunciar a la crianza de los hijos por cuestiones ajenas.

 .

Lo feminista no es anular la maternidad, si no favorecer que se pueda disfrutar la paternidad y la maternidad libremente en una sociedad más equilibrada y solidaria.

.

O al menos, así lo entiendo yo.

.

.