Ya veremos…

30 noviembre, 2010

17 comentarios »

  1. A los buenos días: Esta noticia le va encantar a mi hija, y ejke cuando empezaba con el ma-me-mi… me pilló Solo un pie descalzo, no pensaba que con el ma, me mi… se enterara, pero se lo dejé, tras las primeras hojas, empezó a hacer preguntas: por qué sienten que no la quieren… estuve por quitarselo, pero no, fue su primer libro. Ahora, cada vez que llega fin de mes y pide libros, que es esa, tienen que ser suyos y no los pide al principio, no, sino al final. Cuando me quejo, me dice que culpe a la Matute.
    Ah, si quieres ejercitar lo que no se ve, es sencillo, no está escondido, al contrario. No sé si habras jugado a esconder un objeto de tamaño más bien pequeño; por ejemplo: una pinza, una muñeca, un cazo, una cazuela, la paellera del finde para 12 comensales…, en lugares tan extraños como el salón(el mío es pequeño y a pesar de ello…) Los jugadores salen fuera y dejas el objeto donde mejor se ve, sin trampas, y cuando se empieza a jugar te aseguro que tardan en encontrarlo, por eso, por estar a la vista. Cuando se lleva rato jugando, pasan dos cosas para mi curiosas, pues lo más grande no se ve y lo pequeño si.
    Ay me piro, que como me descuide me enrrollo como las persianas. Cienes de besitos pal andando y cienes de y pico de abrazos.
    Shi

    Comentario por Shi — 30 noviembre, 2010 @ 10:28 | Responder

  2. Hola el siete decálogo, me ha gustado mucho que gran mujer,
    !Para un escritor, no hay universidad ni escuela que enseñe lo que enseña la vida.
    Estamos apañados como tengamos la misma suerte y en los próximos 300 años hayan otras tres mujeres,
    nuevas en la academia, me daría con el canto de un diente,jooo si Cervantes le lavantara la cabeza.
    En cuanto a ver más mi consejo esque no te esfuerces, porque perderás los ojos…yo estoy miope total de tanto ver, cosas muy raras.
    Feliz martes guapa!!

    Comentario por carmela1 — 30 noviembre, 2010 @ 10:44 | Responder

  3. Por cierto me he quedao más ciega mirando la foto y lo de las sombras de los camellos no me cuadra

    Comentario por carmela1 — 30 noviembre, 2010 @ 10:46 | Responder

  4. Shi, me he reido un montón con lo de la paellera. Pero la verdad es que tienes toda la razón, ¿a quién no le ha pasado eso de tirarse horas buscando algo que tenía delante de las narices? Las gafas, mismamente. Puestas.

    Mira Carmela, en este link, pinchando en “full”, puedes poner la foto a pantalla completa y verás como distingues mejor los bichos, unos blancos, otros más pardos… y las sombras.

    http://www.slideshare.net/presentacionespps/camellos-en-el-desierto-602894

    Comentario por Chus — 30 noviembre, 2010 @ 11:30 | Responder

    • Me ha pasado lo mismo que a ti con Olvidado rey Gurú pero a veces la segunda vez que lees un libro comprendes mejor los detalles que obviaste la primera vez. En cuanto al premio, siempre es un honor que una mujer gane algo, y más en un ámbito tan reservado para los hombres, al igual que otros campos “masculinos” como la medicina, la alta cocina (qué paradoja) o la política (¿cuándo tendremos en España una mujer presidenta?)…Un saludo

      Comentario por isabelpelaez — 30 noviembre, 2010 @ 11:37 | Responder

      • Pues mira que yo creo que no vamos a tardar mucho en tener presidenta…

        Comentario por Chus — 30 noviembre, 2010 @ 12:20

  5. Ajajaajajajaaja gracias Shi pero sigo viendo lo mismo ajajajaja los camellos son los grandes y lo blanquito la sombra ajaaja, al revés ajajajaja creo que Chus me quiere tomar el pelo o estoy cegata perdida ajajaajajajaaa

    Comentario por carmela1 — 30 noviembre, 2010 @ 13:29 | Responder

  6. CHus presidenta del Gobierno? ajajaja dime anda

    Comentario por carmela1 — 30 noviembre, 2010 @ 13:29 | Responder

  7. Pero qué poca imaginación tengos eórr es verdad lo blanquito son los caemllos mare deu senñor como diria Amália ajajajaaaaaaa

    Comentario por carmela1 — 30 noviembre, 2010 @ 13:31 | Responder

    • Por fin…
      Frita me tenéis con los camellos!! Si llegan a ser hormigas, no sé yo.

      Comentario por Chus — 1 diciembre, 2010 @ 11:18 | Responder

  8. Creo que tienes razón. ¿Solo ha habido y hay tres mujeres que hayan merecido ganar el Cervantes? Seguro que no pero hay unas inercias, unos prejuicios y un no sé que de lo más estúpido que ha evitado ciertos reconocimientos merecidos.

    Por lo que hace a su decálogo, me ha parecido ilustrativo e interesante. Quizás, por decir algo, me llama la atención lo apuntado en la primera parte del punto 9 “Un libro no existe en tanto alguien no lo lea”. Entiendo que (creo) quiere decir que el fin último de la existencia de un libro es ser leído y por tanto no está completo, no nace, no existe, hasta que así ocurre.

    Yo lo veo distinto. Creo que el libro existe des del momento en que quien lo ha escrito lo termina, lo considero un producto terminado. Existe por sí mismo. No encuentro relevante que haya de ser leído. Des del momento en que puede ser percibido ya existe.

    Muy bueno el título del post i también la foto de los camellos.

    Comentario por Tomàs — 30 noviembre, 2010 @ 16:53 | Responder

    • Yo también opino como tú que el libro existe en cuanto el autor le da forma. Aunque igual puede considerarse al autor su primer lector…

      Comentario por Chus — 1 diciembre, 2010 @ 11:18 | Responder

  9. Hola. No veo tus entradas. Bien por tu entrada, y mi mas sincera enhorabuena a la galardonada y escritora Ana Maria Matute. La imagen, no veo nada de nada, solo los camellos y sus sombras, y esa cosotas blancas…..uffff
    Sobre las creencias, yo te respeto, pero soy atea. El Dios y demonio, somos nosotros mismos, pues es asi como yo pienso.
    Pasa un buen dia
    Un besito

    Comentario por aslaram — 1 diciembre, 2010 @ 10:36 | Responder

  10. Creo que las manchitas blancas, son las crias de los camellos, joooo

    Comentario por aslaram — 1 diciembre, 2010 @ 10:42 | Responder

    • ¡¡Que no!! ¡¡Que son los camellos!! Pa qué pondría la foto… Mujeres incultas y obcecadas, razón tenían quienes no se fiaban de vuetra capacidad para gestionar el voto, no estáis preparadas para el sufragio universal… ¡¡Son los camellos!!

      Pues no sé por qué no ves mis entradas, si tú sí que estás subscrita a mi blog… ¿No te salen en “read my subscriptions”? En gestionar subscripciones se podía configurar si quieres que te envien aviso por email… pero eso es un poco coñazo (como estés como yo suscrita a varios blogs, esa opción puede ser un caos)

      Comentario por Chus — 1 diciembre, 2010 @ 11:16 | Responder

  11. […] Ana Maria Matute, tercer Cervantes con faldas […]

    Pingback por Un Cervantes para la Matute (hoy ya si, del todo) « Ya veremos… — 27 abril, 2011 @ 8:59 | Responder

  12. Hola, ola de mar…
    Ups..hace tanto que no leo nada de ella, que…en fin, tendré que refrescarme la memoria. Me encanta la forma en la que lo expones y…comparto contigo esa fantasía sexista, siempre me imaginé a los académicos con el trapo del polvo y en la sala de reuniones, así al estilo plancha sobre la mesa.
    Un besote, del Aire

    Comentario por Aire — 27 abril, 2011 @ 22:05 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: