Ya veremos…

6 octubre, 2009

La culpa es de los gays, no es pa tanto, y además, tú más.

Filed under: La ¿Santa? Iglesia — Chus @ 9:02
 
La ¿Santa? Iglesia
Si es que parece que les tenga manía… pero la culpa es suya, que lo ponen a huevo.
 
Porque ya me diréis a cuenta de qué viene que el Arzobispo Silvano Tomasi , Observador Permanente de la Santa Sede ante la Oficina de las Naciones Unidas e Instituciones Especializadas, suelte en la ONU que "no se debería hablar de pedofilia sino de homosexuales atraídos por adolescentes". Por lo visto le molestó que Porteus Wood, de la Unión Internacional de Ética y Humanismo, le pidiera a la Iglesia un poco más de responsabilidad e implicación para con las víctimas y la sociedad en este asunto.
 
Y luego para acabar de arreglarlo le quita hierro y tira la pelota a tejado ajeno, y en una especie de "total no es pa tanto" argumenta que también pasa en otras religiones y que se da más entre cuidadores y familiares que entre curas. Como si el "¡¡y tú más!!" solucionara algo.
 
Claro que la culpa es de los padres que visten a las adolescenes como putas y oye, los curas son hombres y la carne es débil. Perdón, a los adolescentes. Ya se sabe: es cosa de gays. Y además, es que los chicos tienen mucho vicio, que "si te descuidas te provocan", que ya lo dijo el obispo de Tenerife, Bernardo Álvarez.
 
Que se lo digan a las niñas (en Igualada hubo un caso hace unos años, cuatro niñas que tampoco llegaban a efebas, se quedaban en paidos). Y a los otros muchos casos de menores que ni de lejos alcanzan el estatus de efebos. O pongamos por ejemplo los niños y niñas del colegio para sordos de Verona, en Italia. Qué fácil, como eran "muditos" así no se van de la lengua… No pondrían mucho interés en desmutizarles, supongo, dado el caso (nada… deformación profesional). Mala suerte que de mayores siguieran acordándose y tuvieran intérpretes.
El caso es que los comunes de los mortales no es que pensemos que todos los curas tienen picores bajo el hábito y se los apagan con efebos, pero sí que estamos hartos de saber de sacerdotes con antecedentes que cambian de centro educativo, o que siguen ejerciendo su función educadora en el mismo centro mediante décadas de encubrimiento, como en Verona. Y mientras no salte la libre y se arme el escándalo, aunque sea a base de pagar para que callen , aquí no pasa ná.
(Una bolsa de patatas fritas dio el de Igualada a una joven con sindrome de down para comprar su silencio -que aunque mayor de edad tampoco se considera competente para consentir-. A propósito, eso fue antes de las otras cuatro niñas: reinciente, pero párroco)
 
A todo esto… ¿por qué es menos grave si la atracción es hacia varón que hacia fémina? ¿será porque el homosexual, como ser vicioso que es por naturaleza, es incapaz de reprimir sus instintos ni aún con sotana?
 
Y es que la culpa es de todos menos de quienes cometen la falta. A la iglesia le pasa con los curas como a la sociedad con los niños de Pozuelo. Luego resulta que no se acepta a una determinada persona como embajadora de su país en el Vaticano por estar divorciada (Argentina), por defender la investigación con células madre y las leyes pro-abortistas (EEUU, entre otros la hija de Kennedy, único presidente católico del país), por ser homosexual y vivir en pareja (Francia)… El caso es que el vivir en pecado y en contra de la doctrina católica inhabilita y es motivo de condena para todo el mundo (¿no había dicho algo Cristo sobre tratar como hermanos también a los fariseos y jamás juzgar, que ya lo haría quien debe hacerlo en su momento?) menos para ellos. Aún estamos por ver que a un sacerdote, obispo o arzobispo se le inhabilite por soltar burradas, abusar de menores, negar el holocausto…
Y no digo ya que se le excomulgue, que digo yo que si yo voy a ir al infierno de cabeza por vivir en pecado con mi medio limón, tomar anticonceptivos, votar al psoe -cachis la mar…-,  y otras muchas cosas que sin duda me condenarán eternamente aunque ahora mismo no las recuerde, ¿cómo pueden seguir constando como ejemplo del camino del Señor y pastores de ovejas ciertos individuos, por mucho que en su día vistieran la sotana? Y encima algunos hasta cargan con anillos episcopales y arzobispales ¿para que se los besemos los pecadores?
 
Además, señores… que cuando uno consuma y ejerce ya no es filia, es astia. Pederastia o abuso sexual de menores; En España, que es uno de los países europeos con el límite más bajo, no se vale argumentar el consentimiento -y menos la provocación- del menor hasta los 13 años, y están pensando en subirla. Y tiene pena de carcel. O debería. (El de igualada estaba en juicios, eso sí, que conste en acta)
 
Que en toda cesta hay manzanas podridas ya lo sabemos. Que el clero en masa no puede juzgarse por lo que hagan sus ovejas negras, también… Lo que no es tolerable es que el Vaticano acalle y oculte los casos, desplace a los sacerdotes implicados a otras parroquias, traten de imponer la ley del silencio a las familias, tribialicen con el asunto,… y luego se alcen como árbitros de la moralidad y la ética universal y juzgadores de las sociedades, quieran estas o no. Y para colmo, que le echen la culpa al final, para variar, a los homosexuales. Curas, pero homosexuales.
 
Yo estoy con Porteus Wood, quiero que el Vaticano abra sus archivos y denuncie ante las autoridades civiles los casos de abuso que se cometan en su seno.
Y entonces, tal vez, empezaremos a pensar que de verdad la Iglesia apoya más a las víctimas que al agresor, y que se esfuerza más en limpiar sus filas que su imagen.
 
 

3 comentarios »

  1. ¿Y por qué ñas cosas tan importantes y también escritas no les interesa a la gente ?no logro entender este mundillo a veces.Carmen

    Comentario por Carmeta — 9 octubre, 2009 @ 6:33 | Responder

  2. Bueno, a mi me sorprende que llegue a mi blog tanta gente como llega según dicen las estadísticas. Yo creo que en el ciberespacio somos millones de blogs, nos tropezamos sólo aquellos que la suerte nos pone delante. Y a mi cuando se me suelta el teclado… pues hecho muchas broncas, seguro que más de uno de los que se tropiece con el mío piensa que leerme, sea o no sea interesante el tema, se hace demasiado coñazo.Por otro lado… Hace mucha ilusión que te dejen notas, y ver en estadísticas que tienes visitas, y que la gente te visite… pero cuando eres consciente de que te leen, ¡¡cuesta más escribir!! Sobre todo si te leen compañeros de profesión, amigos, familiares… tu madre… Entra como cierto pudor. ¡¡Casi es mejor que no te lea nadie!!Mmmm… eso podría ser un buen tema para una reflexión…

    Comentario por Chus — 9 octubre, 2009 @ 8:54 | Responder

  3. […] se lo cepillaron a conciencia. Y es que es lo de siempre… ya lo decía el obispo de Tenerife: la culpa es de los menores. O como decía Torrente, “la culpa es de los padres, que las visten como […]

    Pingback por Anti-sugerencia literaria: NADA DE SANCHEZ DRAGÓ « Ya veremos… — 26 octubre, 2010 @ 6:41 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: